SISTEMAS DE SEGURIDAD PARA NIÑOS:

Al pensar en la compra de un vehículo en el que puedas transportarte tu y tu familia son varios los aspectos que seguramente analizas, y muchos de ellos tienen que ver con la seguridad.

¿Cuántas bolsas de aire tiene? ¿Sus cinturones son los más adecuados? ¿Cuenta con un sistema de frenos que pueda responder en caso de una emergencia? ¿Su estructura nos protegerá? Pero, también analizas en caso de que tengas niños, si cuenta con los sistemas de retención infantil apropiados, o incluso si los tiene.

Cuando de llevar niños en el carro se trata no basta con los sistemas de seguridad arriba mencionados, porque en muchos casos por la edad y su tamaño estos elementos básicos e importantes en todo vehículo pueden no ofrecer la protección adecuada, e incluso convertirse en un riesgo. Por eso es necesario que el carro para ti y tus hijos cuente con un adecuado Sistema de Retención Infantil (SRI) .

Estos son los dispositivos (sillas y anclajes) que permiten que bebes e infantes puedan viajar seguros en un carro minimizando los riesgos de lesiones severas en caso de un incidente vial.

En el caso de las sillas, es importante saber que no todas las sillas sirven para cualquier niño, sin importar su peso o edad. La normatividad internacional que regula el uso de estos elementos ha divido las sillas en diferentes grupos, de acuerdo con el peso del niño que la vaya a usar.

Grupo 0 y 0+. Para bebés recién nacidos y niños hasta los 13 kilogramos de peso. Son sillas que se sujetan con un arnés de cinco puntos y se deben colocar en sentido contrario a la marcha del carro.

Grupo 1. Para niños entre los 9 y 18 kilogramos de peso. Estas son sillas que ya deben ir sujetas a los sistemas de anclaje que debe tener el vehículo

Grupo 2. Sillas diseñadas para niños entre los 18 y los 25 kilos de peso

Grupo 3. Ya en este caso se habla de cojines elevadores que le permiten al infante poder ir en el asiento trasero del carro sujeto por el cinturón de seguridad, siempre y cuando éste lo sujete desde la clavícula.

Aunque algunas sillas pueden estar sujetas con el cinturón de seguridad, los expertos recomiendan utilizar los sistemas de anclaje que ya muchos vehículos en los diversos segmentos equipan como parte de sus elementos de seguridad activa, y que deben ser un factor de evaluación fundamental a la hora de elegir el carro para la familia. Estos son bien sea Isofix (norma europea) o Latch (norma americana-EU) .

Y cuando de viajar con niños se trata no están de más estas recomendaciones que tomamos prestadas de nuestros amigos de Cesvi Colombia.

1. En lo posible, no llevar los niños en los brazos en ninguna circunstancia.

2. El bebé debe ir mirando hacia atrás en el sentido del movimiento del vehículo, hasta que pese al menos 10 kg.

3. Si la silla del bebé tiene asa para sujetarla, remuévala o póngala hacia abajo cuando esté circulando el vehículo.

4. Supervise periódicamente que la silla sea adecuada a la talla y peso del niño, para garantizar su protección. Si ha sufrido un accidente debe cambiarla.

5. La silla debe quedar firmemente sujeta al asiento del vehículo, de modo que se elimine cualquier holgura entre el asiento y la silla, ya sea lateral o longitudinal.

6. En las sillas es preferible el arnés de cinco puntos al de cuatro, con el fin de evitar que el niño pueda resbalarse por debajo de las sujeciones.

7. Nunca debe poner la silla infantil en el asiento delantero del acompañante que tenga conectado el airbag frontal de pasajero; si es el caso, desactívelo.

8. Es muy importante el recorrido del cinturón de seguridad (o del arnés) sobre el cuerpo del niño: nunca debe ir por encima del cuello y las holguras deben eliminarse.

Recuerde que si está buscando un carro para disfrutar con su familia de viajes placenteros por nuestra geografía aquí, en AUTOTEST, le brindamos una inspección técnica que contempla también los aspectos de seguridad, fundamentales para que su decisión sea la más acertada.